SOS TRABAJO DIGNO

TENGO TRABAJO PERO NO TENGO VIDA DIGNA

¿Sabías que...?

la precariedad laboral está asociada a la temporalidad, la parcialidad y los bajos salarios

En Gipuzkoa, la tasa de temporalidad es mayor que la media del Estado, más de una cuarta parte de los trabajos son temporales, y los contratos a tiempo parcial superan la media del Estado.

Además, el 61% de las personas desempleadas son de larga duración. Temporalidad, parcialidad son sinónimos de precariedad, y en muchos casos, de pobreza.

En San Sebastián el 22,2% de las personas que requieren de la RGI son personas que tienen un trabajo pero que no llegan a fin de mes (más de 2 puntos encima de la media de Euskadi).

Desde el 2010, el PIB casi se ha duplicado en hostelería, mientras el convenio sigue sin renovarse

Según los datos de la sociedad municipal Fomento de San Sebastián la aportación al PIB de la hostelería en Donostia ha pasado de ser un 3,53% en 2010 a un 5,9% en 2015. Mientras tanto, el peso de la industria en el PIB de la ciudad ha bajado de un 12,32% en 2010 a un 5,5% en 2015, y el de la construcción de un 7,29% a un 5,6%. Es decir, que el sector de la hostelería es el que más incrementa sus beneficios.

A pesar de ello, el convenio de hostelería lleva sin renovarse desde 2010.

Fomento de San Sebastián dona dinero público a quien fomenta la precariedad

Fomento de San Sebastián dona ayudas públicas de miles de euros a entidades como la Asociación de Empresarios de Hostelería de Gipuzkoa (AEHG).

Esta organización empresarial, que reúne el 50% de los establecimientos en Donostia, se ha negado a suscribir el reciente convenio firmado entre las centrales sindicales y la patronal ADEGI, donde se contemplan subidas salariales y dos días seguidos libres a la semana.

la precariedad laboral tiene nombre de mujer

En marzo de 2018, el 50% de los contratos laborales suscritos por mujeres fueron temporales y a tiempo parcial, siendo el 25% el de los hombres.

Además, nos encontramos con una gran precariedad en el sector de los cuidados, tal y como demuestra la lucha de las trabajadoras de las residencias, o las del servicio de ayuda domiciliaria, para terminar con la precariedad y lograr unas condiciones laborales dignas.

En junio de 2018, en San Sebastián, había 7.740 personas en situación de desempleo: 3.404 hombres y 4.336 mujeres. Entre las personas en paro mayores de 45 años, un 43,7% son hombres y un 56,3% son mujeres. A pesar de estos datos, las subvenciones de Fomento para contratación de hombres son 43% más elevadas que para contratación de mujeres.

las empresas no cumplen con la obligación de contratar a trabajador@s con diversidad funcional

En Gipuzkoa no se ofrecen trabajos dignos, ni adaptados a las personas con diversidad funcional.

Entre 2016 y 2017, en Gipuzkoa, la tasa de temporalidad de personas con diversidad funcional ha aumentado un 23,53%, muy por encima del 3,68% de aumento de la tasa de temporalidad general.

Tampoco hay suficientes sitios con buena accesibilidad.

Las grandes superficies destruyen más empleo del que crean

Estudios demuestran que por cada empleo creado en una gran superficie comercial, se destruyen 1,4 empleos en el comercio local (5 sumando los del comercio local y de los proveedores – Informe Sanuy “Defensa del petit comerç”).

No parece que las grandes superficies sean la solución porque se ha demostrado por distintas vías que el pequeño comercio genera más empleo que la gran distribución.

Además, un 50% de los beneficios en el comercio a pequeña escala retorna al municipio, mientras que las empresas de la gran distribución reinvierten tan solo un escuálido 5%.

Se han cerrado 278 establecimientos de comercio minorista entre 2011 y 2016 en Donostia, aún así, PNV y PSE en esta legislatura han acordado ampliar Garbera, crear otro centro comercial en Illunbe y construir otro más en Belartza.

La mitad de las personas contratadas trabajan con convenios obsoletos

En Gipuzkoa, más de 50.000 personas trabajadoras se encuentran sin protección o en condiciones precarias.

El bloqueo de la negociación colectiva tiene una repercusión directa en las condiciones laborales de las mujeres que, al estar en sectores atomizados donde la negociación colectiva esta bloqueada, sus condiciones laborales son peores y por ello la brecha salarial en Gipuzkoa es casi mil euros superior a la de la media de Euskadi, situándose el pasado año en 8426 euros frente a los 7551 de media de Euskadi.

Gipuzkoa es el territorio histórico con más incremento en número de Ere’s

Llegando a un 53,1% el número de personas afectadas en el último año.

Medidas

Para defender el empleo digno
  • COMBATIR EL FRAUDE LABORAL A TRAVÉS DE UN CONVENIO DE COLABORACIÓN ENTRE LA GUARDIA MUNICIPAL Y LA INSPECCIÓN DE TRABAJO
    INTRODUCCIÓN DE CLÁUSULAS SOCIALES EN LA CONTRATACIÓN DE LOS SERVICIOS PÚBLICOS
    APOYAR MESA DE NEGOCIACIÓN ENTRE SINDICATOS Y PATRONAL PARA FOMENTAR EL DIÁLOGO SOCIAL Y LA NEGOCIACIÓN COLECTIVA
    REORIENTACIÓN DE SUBVENCIONES PÚBLICAS QUE FOMENTEN EL EMPLEO DIGNO
    REMUNICIPALIZACIÓN DE LOS SERVICIOS PARA RECUPERAR LA GESTIÓN DIRECTA (AYUDA DOMICILIARIA, LIMPIEZA VIARIA…)